¿Puedo Consumir Proteína si no Hago Ejercicio?

DIETA BALANCEADA, NUTRICIÓN, PESO CORPORAL, PRO, PROTEÍNA, PROTEÍNA EN POLVO, SALUD, SEDENTARISMO, SUPLEMENTOS -

¿Puedo Consumir Proteína si no Hago Ejercicio?

La cultura fitness se ha esparcido por el mundo y cada día son más las personas que se suman a la ola del mantenimiento físico. Es por ello que las proteínas en polvo, en batidos o en barras son un elemento común en las dietas de los atletas, pero su consumo también ha crecido entre quienes no practican ejercicio.

Es entonces cuando surge una duda elemental: ¿Está bien consumir proteínas si no hago ninguna actividad física? Sigue leyendo y descubre la respuesta.

Proteína en Polvo

¿Qué son las proteínas?

Antes de realizar cualquier conjetura debemos tener pleno conocimiento de a qué nos referimos cuando hablamos de proteínas.

Las proteínas son cadenas de aminoácidos que nos ayudan a desarrollar los músculos y a mantener nuestro cuerpo sano. Existen 20 aminoácidos diferentes y 8 de ellos son fundamentales para el correcto funcionamiento de nuestro organismo.

Nuestro cuerpo no es capaz de producir estos aminoácidos, por lo que la única forma de obtenerlos es a través del consumo de otros alimentos. Es por eso que comenzaron a desarrollarse y a implementarse los suplementos de proteínas, los cuales hacen mucho más sencillo su ingesta y facilitan el cumplimiento de las dosis recomendadas para los atletas.

Proteína para atletas

Proteínas y ejercicio.

Los suplementos de proteínas fueron originalmente concebidos para las personas con un riguroso entrenamiento físico, aquellos que necesitan un alto consumo de estos productos para permitir el desarrollo de sus músculos, pero que además buscan cuidar su figura y no excederse en el consumo de alimentos.

Estos productos también son recomendados para personas con condiciones particulares o algunas enfermedades, pues les permiten tener una dieta más estable y sana, además de mantener, aumentar o evitar la pérdida de peso durante algunos tratamientos que podrían afectar su metabolismo.

Batido de proteína para personas que no hacen ejercicio

Proteínas sin ejercicios.

En caso de que no realices ninguna actividad física, tomar suplementos de proteínas puede convertirse en un problema si excedes la dosis de estos elementos que tu cuerpo debería recibir diariamente.

Las proteínas están diseñadas para ser consumidas antes de un entrenamiento físico, pues ayuda a fortalecer los músculos y previene la posibilidad de que sus fibras se rompan durante actividades extremas.

Si consumes proteínas pero no haces ejercicio, el problema existiría si la dosis que ingieres es superior a la cantidad que tu cuerpo debería procesar diariamente, pues estos suplementos también tienen cierto contenido calórico, que al no ser quemado debido a la inactividad del cuerpo se convierte en grasa, causando un aumento de peso al consumidor.

Dependiendo de la marca y el tipo de proteína que compres el contenido calórico variará, pues algunas fórmulas tienen sabores, azúcares y otros ingredientes para aumentar su nivel de nutrición y tener un sabor más placentero, lo cual aumenta este índice.

Usualmente una porción de proteína en polvo mezclada con agua contiene cerca de 110 calorías, pero si a tu batido le agregas leche o alguna fruta ese índice podría escalar hasta las 300 calorías o más.

Si consumes suplementos de proteínas regularmente pero no realizas ningún tipo de ejercicio para quemar ese porcentaje calórico que añaden a tu dieta, eventualmente verás un incremento en tu peso debido a la grasa acumulada en la que se ha transformado esa reserva de energía adicional.

Los suplementos alimenticios no remplazan una comida completa

Reemplazar tus comidas con suplementos de proteína.

En algunos casos, las personas no atléticas que consumen suplementos de proteínas buscan reemplazar algunas comidas con su consumo, creyendo que los componentes de estas fórmulas pueden cumplir las mismas funciones que un alimento completo.

Sin embargo, esto se ha demostrado falso y poco recomendable, pues de acuerdo con diversas investigaciones, los suplementos de proteína no son capaces de emular los nutrientes, antioxidantes y la fibra que contienen las comidas naturales.

Antes de consumir este producto debemos tener en mente que se trata únicamente de un suplemento, es decir, un alimento adicional destinado a incrementar el consumo de nutrientes y complementar nuestra dieta, pero no una forma de sustituir ninguna comida.

Si no realizas una actividad física, debes tener en consideración que si constantemente consumes una cantidad de proteína mayor a la que necesitas por un largo periodo de tiempo, esto podría derivar en otros problemas médicos como piedras en los riñones, osteoporosis y otras complicaciones, ya que el cuerpo haría un mayor esfuerzo por metabolizar el exceso de este elemento.


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados